Saponinas de quillay para prevenir rotavirus en cerdos

Objetivo general

Determinar la eficacia de los extractos de quillay para prevenir infecciones y diarreas por rotavirus en cerdos.

Objetivos específicos

Optimizar la extracción y fraccionamiento de saponinas de quillay obtenidas a partir de biomasa de plantaciones.Identificar los niveles de rotavirus presentes en planteles comerciales de cerdos en Chil;Determinar la dosis óptimay fracción caracterizada de quillay más eficiente para prevenir diarreas por rotavirus en ratones.Determinar la dosis óptima y fracción caracterizada de quillay más eficiente para prevenir diarreas por rotavirus en cerdos en ensayos pilotos en Chile, Brasil y Argentina y/o TailandiDeterminar dosis óptima y fracción caracterizada de quillay más eficiente para prevenir diarreas por rotavirus en cerdos en planteles comerciales en Chile, Brasil y Argentina y/o TailandiOptimizar formulación final con dosis y fracción específic

Resultados

El rotavirus es un problema mundial en la producción de cerdos, siendo responsable del 15% de las diarreas en planteles comerciales, lo que genera pérdidas económicas y complicaciones de salud importantes. Actualmente, no existen a nivel mundial métodos efectivos para el control de rotavirus en cerdos. En Chile el rotavirus es un problema que afecta y preocupa a la industria, pero existen pocos estudios públicos al respecto. Como referencia, estudios en la Región Metropolitana de 1989 indican que la incidencia del rotavirus es de 23% de los cerdos que mueren por diarreas (ver detalles en estado del arte). El objetivo de este proyecto es construir sobre recientes investigaciones realizadas en EEUU que indican que la adición oral de SQ (saponinas provenientes del árbol chileno Quillay- Quillaja saponaria) en animales de laboratorio (ratones) pueden controlar virus de importancia humana como reovirus y rotavirus, y validar la capacidad de las SQ para prevenir la incidencia de infecciones por rotavirus en cerdos, mediante adición de estas en el agua que beben. El producto a desarrollar tiene gran potencial a nivel mundial, ya que las SQ están aprobadas para consumo humano por las principales agencias regulatorias internacionales. El proyecto cuenta con el apoyo de productores nacionales, la Asociación de Productores de Cerdos (ASPROCER) y distribuidores internacionales (EEUU, Corea, Tailandia, entre otros). Los experimentos iniciales en Chile serán realizados en dos predios que han diagnosticado rotavirus dentro del síndrome de diarrea agudo de los cerdos (Mallarauco- Los Tilos, y Los Andes, AASA) y luego serán escalados a predios de mayor volumen. Estas empresas entregaron cartas de apoyo al proyecto, al igual que ASPROCER como representante del gremio.Existe incertidumbre técnica asociada a la validación planteada, pero a su vez indicaciones de éxito debido a que las SQ tienen una alta actividad inmunológica, razón por la cual se usan como adyuvantes en la formulación de vacunas para animales (fiebre aftosa) y humanas (malaria). Los desafíos tecnológicos y validaciones que deben resolverse para llegar al mercado son: 1) Lograr un producto con cantidad y perfil de saponinas adecuado en base a biomasa proveniente de plantaciones2) Lograr resultados de protección en cerdos similares a los obtenidos con ratones de laboratorio 3) Validar la solución mediante ensayos en terreno 4) Disenar métodos de adición efectivos en grandes productoras industrialesEl éxito del proyecto implica varios beneficios directos como: 1) Creación de nueva línea de producción de SQ con capacidad para procesar 7.000 ton de biomasa de quillay/ano; se estima una demanda de al menos 50 ton de producto/ano. Como referencia, sólo un productor nacional como Agrosuper tendría una demanda de 4 ton/ano.2) Puestos de trabajo: 120 operarios; Ventas anuales: US $ 25 millones (50.000 kg* 500/kg); 3) Establecimiento de plantaciones de quillay. La biomasa de quillay mediante raleo y cambio de uso de suelo sólo satisface la demanda actual por SQ. El producto a desarrollar requiere 140 ton biomasa húmeda/ton producto, lo que implica establecer plantaciones intensivas de quillay (> 2500 plantas/ha), con periodos de rotación de 5-7 anos. Actualmente, ya existen plantaciones pilotos de 50 ha/2500 plantas/ha en la zona de Santa Cruz con productividades de 45 ton biomasa húmeda/ha al ano 6. Replicando este modelo, el proyecto genera una demanda por plantaciones > 900 ha, lo que tiene un gran impacto para agricultores en zonas de secano donde el quillay crece bien.4) Si los mecanismos de protección contra rotavirus prueban ser exitosos, el proyecto abre la posibilidad de aplicar los resultados a otros virus de importancia económica en cerdos, como el PRSS (porcine reproductive and respiratory syndrome).